Centros Educativos

 

Estos juegos favorecen el máximo desarrollo de todo el alumnado. Por su gran formato y por partir de la base del juego libre, son inclusivos y perfectos para un modelo de enseñanza coeducativa.

Hacemos realidad el que todas las personas sean valoradas por igual, sin olvidar que cada alumno y alumna tiene unas necesidades únicas. Nosotros consideramos la diversidad como valor positivo, que enriquece el proceso de aprendizaje.

Ofrecemos juegos de madera con igualdad de oportunidades en el acceso, la participación y el aprendizaje del alumnado, caminando de la mano hacia una inclusión real en el patio de los centros educativos por parte de todo el alumnado.

La educación inclusiva requiere de la aplicación flexible de múltiples herramientas, y estos juegos artesanales de maderas reutilizadas  son un recurso educativo que puede ser de gran ayuda  para proyectar entre alumnado y profesorado el patio que queremos en nuestras escuelas con enseñanzas mas inclusivas , donde todas y todos sean bienvenidas/os.

 

No jugamos para aprender pero aprendemos jugando.

 

Formatos de actividad para centros educativos:

*El tiempo de montaje es de 90 minutos (normalmente empezamos a montar a las 8:00 , para empezar la actividad a las 9:30 horas).

*La actividad en un día lectivo, podría ser de 2 grupos con 90 minutos de duración cada uno ó 3 grupos con 60 minutos cada uno. (Respetando el tiempo del almuerzo en el patio).

*Numero de alumno máximo por cada grupo 150.

*También es ideal para un día de convivencia o puertas abiertas con todo el alumnado.

*En ambas propuestas se podría invitar a que se sumasen los familiares, ya que se enriquece la actividad, y es una muy buena oportunidad de hacer comunidad educativa.

Ideal para que cualquier día sea especial en vuestra escuela.

*Estaremos encantados de aclara cualquier duda y de explicar con más detenimiento la actividad, que es un éxito asegurado, como confirman las más de 100 actividades de nuestros juegos en colegios de Alicante, Valencia y Castellón. 

¿Por qué nuestro recurso lúdico educativo trabaja sobre la base del juego libre?

 

Porque el alumnado a través del juego libre encuentra, desde sí mismo, la forma de entretenerse, descubre sus intereses, aprende a socializar con otros/as y va acordando significados comunes. La única finalidad del juego libre es disfrutar y pasarlo bien.

De esta forma, jugando se ponen de acuerdo, establecen sus normas que se transforman según sus necesidades y socializan para que estén todos y todas contentos/as y el juego continue.

Se ha demostrado la necesidad de que todas/os nos sintamos participes e incluidos en la sociedad. Es el momento de repensar el paisaje escolar(por supuesto patios incluidos), para encontrar nuevas formas de vivir en comunidad, donde se valide y promueva el juego libre y el encuentro.

En el juego se aprende una actitud frente la vida.